Aval para un cálculo financiero que prevé deudas por $7 mil millones

Regionales | El oficialismo hizo pesar su mayoría en la Cámara baja provincial para el Presupuesto 2019. Fue así que se aprobó sin cambios el proyecto oficial, sumando 21 votos positivos, un logro no menor. | Del Diario El Libertador

ATE

El justicialismo se mantuvo en la tesitura ya enunciada en Saladas hace tres meses y ratificada en las últimas horas, en el sentido de que no negociará el endeudamiento.

El Gobierno provincial pudo dar el primer paso en el período de sesiones extraordinarias inaugurado este lunes. Fue en la Cámara de Diputados, tras la media sanción dada al Presupuesto 2019.

Resulta más que necesario remarcar que para este tipo de proyectos, donde se contemplan empréstitos, se requiere alcanzar una mayoría calificada, que en el recinto que comanda Pedro Cassani representa 20 voluntades. El oficialismo superó esa cantidad, sumando 21 votos a favor, gracias al acompañamiento del Partido Nuevo, del Partido Liberal y de Capo. Mientras que la oposición, representada por el justicialismo, contó con 8 manifestaciones. Alberto Yardín estuvo ausente

Con estos guarismos, la propuesta oficial pasó al Senado tal cual arribó a la Legislatura desde el Ejecutivo, sin ningún tipo de cambio, teniendo entre sus apartados un endeudamiento importante que fue advertido por la bancada del Partido Justicialista.

Al respecto, fue el diputado radical, Jorge Molina quien tomó la palabra y recordó que en el ejercicio presente, ambas cámaras habían autorizado el uso de 5 mil millones de pesos para créditos, "de los cuales únicamente se han tomado 300 millones de pesos, que fueron destinados, tal cual lo dice la normativa, a obras de infraestructura", señaló con énfasis, para citar como prueba de ello al Gasoducto Curuzú-Mercedes, obras energéticas en distintas zonas del territorio correntino, construcción de escuelas, jardines de infantes, entre otras.

En cuanto al nuevo Presupuesto y los 7 mil millones de pesos previstos para deudas, el legislador oficialista aseguró que ya existen para el próximo año algunos proyectos elaborados, "que tienen que ver con la salud, como por ejemplo la construcción de un hospital neonatal en Capital, desagües pluviales para Capital, obras energéticas también y la construcción de estaciones transformadoras, líneas de alta tensión entre Saladas y Santa Rosa, obras de agua y cloaca en distintas localidades, entre otras tareas", dijo.

"Mal endeudada"

Por la oposición se hizo hincapié en la decisión partidaria y "responsable" de no acompañar la toma de empréstitos que dejarían "mal endeudada" a la Provincia.

La posición del peronismo no sorprendió. En pleno proceso electoral interno, está claro que no hay margen para deslices. No pocos comentaron las fallidas experiencias de años anteriores, con negociaciones pedidas por el ex Intendente de la Capital que en sucesivas votaciones logró inclinar la balanza para el oficialismo ricardista.

En esta oportunidad, los intendentes prefirieron guardar silencio, conscientes del costo político que implicaría desarrollar operaciones a favor del Gobierno provincial, más allá de que éste cuenta con la tranquilidad de disponer de dos votos cautivos, el de Nora Nazar y el de Roberto Miño, lo cual ayer fue confirmado por fuentes del propio oficialismo, que con esos números relativiza la oposición del peronismo.

Es oportuno mencionar que el PJ acompañó el proyecto en general, alcanzando la unanimidad, pero manifestó sus reparos en lo particular respecto a los créditos.

0
0
0
s2smodern